miércoles, abril 23, 2014

Soy un colombiano promedio 3

Soy un colombiano promedio  uso face y twitter para demostrarle al mundo mi manera de pensar,  que es igual a mi manera de vivir.  Ahí publico desde mi uñas recién pintadas hasta mi indignación por la matanza de ballenas en Japón.  Desde mi almuerzo de domingo hasta el símbolo de la última campaña de indignación contra el ácido,  la gordura,  la gaseosa o la canción vulgar.

Soy un colombiano promedio,  no aguanto la gente que habla mal de mi país,  que no cree que éste es el mejor vividero del mundo.  No entiendo cuando alguien dice que Colombia es el Israel de Latinoamérica pues es mejor estar con Estados Unidos que con los terroristas.  Creo que tener presos sin juicio en Guantánamo o inventarse las guerras de Irak y Afganistán,  son el mínimo derecho a la venganza por el 11 de Noviembre.

Lloré cuando vi caer las torres gemelas y vuelvo a llorar cuando NatGeo conmemora cada aniversario,  porque es como ver caer el sueño americano. Gracias a Dios tenemos a Boyonce,  J Lo  y Kim Kardashian  que nos permiten seguir soñando con  el sueño americano donde todos pueden alcanzar sus sueños.


En todas las comedias románticas de Hollywood aprendí a desear tanto los sueños hasta que se cumplan,  además Paulo Cohelo tiene razón,  solo basta desear los sueños para que se hagan realidad,  por eso hay que hacer programación neurolingüística,  hablar con lenguaje incluyente y decretar todo en positivo,  porque la palabra tiene poder.  Eso creemos los colombianos promedio,  a quienes nos gusta la pseudociencia,  los ritos orientales, el reggaetón y algún día nos casaremos por la iglesia católica pero antes haremos un ritual con los mamos de la sierra nevada para demostrar que los colombianos promedio somos multiculturales.

Continuará dentro de ocho días...
Publicar un comentario